sábado, 8 de enero de 2011

Una cosa a la vez


A veces en la vida nosotros queremos abarcar mucho. Nos ponemos enormes metas que consideramos nos van a llevar a cosas grandes que soñamos para nosotros. Eso no está mal. Pero sería bueno que tambien nos propusieramos alcanzar pequeñas cosas, sobre todo aquellas que parecieran no ser importantes, pero que a la larga sí lo son para tu creciemiento como ser humano. Por eso te insto a que busques dentro de ti aquellas cosas que haz soñado con hacer y las haz dejado de lado, pero que siempre vuelven, que siempre recuerdas y dices un día lo voy a hacer. Esos pequeñitos deseos o anhelos y que por tus otras tantas actividades las dejaste pasar para realizarlas luego. Y estan en lista de espera en el correr de los años

Esta semana haz algo que nunca habías hechos y tienes curiosidad de hacer, por ejemplo ir sólo al cine, o a comer un helado, a la piscina, cambiar el color del cabello o el corte de pelo que tienes desde hace ...unos añitos. Tómate una hora esta semana y haz algo simple, sencillo, sólo tú, sólo con tu compañía y si crees en Dios, por supuesto ya sabes que El va contigo. Atrévete a hacer aquellas cosas sanas para ti. Podrás experimentes una satisfactoria experiencia y entender lo bueno que es crecer desde adentro. Enriquecer el ser humano que eres. Disfrutate!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.